Strange Brigade

La trama y la temática de Strange Brigade no están distantes de la película The Mummy de 1999, en el que una terrible momia despierta y amenaza con desencadenar el fin del mundo. La historia es contada con cinemáticas en blanco y negro, una alusión a la industria cinematográfica, con un narrador humorístico que combina con el espíritu de diversión que la Rebellion Games busca promover en Strange Brigade.

Strange Brigade es un juego de disparos en tercera persona diseñado exclusivamente para el modo cooperativo; puedes jugar en compañía de otros jugadores, pero no puedes competir contra ellos. Todos los modos de juego de la campaña, el modo horda y score attack – tienen soporte para cuatro jugadores. Existe la opción de jugar solo, pero como ya hemos dicho, el juego fue hecho para ser jugado en modo cooperativo.

La campaña está compuesta por una serie de niveles que presentan progresivamente enemigos más difíciles y en mayor número. No es propiamente una copia del modo creado por Treyarch Games, pero sí una interpretación diferente de este modelo con sus individualidades.

La parte más divertida de este juego está en las múltiples trampas que podemos activar para eliminar grandes grupos de enemigos. Tienes que ser como un pastor de zombis, agrupándolas el máximo posible cerca de las trampas. Hay trampas con cuchillas rotativas, barriles explosivos y cintas de fuego que son muy útiles cuando huyes de decenas de enemigos.

En los dos primeros niveles los enemigos son fáciles. Son criaturas lentas y estúpidas que puedes evitar fácilmente, pero es claro que con el tiempo vas a encontrar oponentes más poderosos. Hay monstruos que se tele-transportan constantemente, momias que lanzan hechizos poderosos, escorpiones gigantes, momias con armaduras y espadas, y minotauros que corren rápidamente en tu dirección. El nivel de desafío es moderado en la dificultad normal, pero aún existe una dificultad más arriba, si quieres algo realmente difícil.

Todos los niveles se desarrollan de la misma manera. Vas a avanzado y enfrentado ondas cada vez más difíciles de enemigos, pero por el medio existen pequeñas áreas opcionales y algunos puzzles. El incentivo para explotar al máximo los niveles es el Oro. Es la moneda in-game necesaria para comprar nuevas armas, y si quieres completar los desafíos más difíciles, no te vas a zafar con las armas iniciales. Dicho esto, una vez que cuentas dinero para comprar el arma que tú quieres, el Oro no sirve más.

Fuera de el oro, la explotación de las áreas opcionales garantiza runas con gratificaciones especiales para las armas. Las runas, que solo pueden ser usadas una vez, permiten que causes más daño con disparos en la cabeza, recuperes vida cuando eliminar a un oponente y cosas de ese género. Las runas que le permiten recuperar vida dan muy bien porque no hay regeneración automática de vida. Para recuperar la vida tienes que usar pociones y no son tan comunes.

Es un juego divertido y que divierte al principio, pero que después te deja cansado, incluso antes de que llegues al final. La forma en la que los niveles están diseñados refuerza la sensación de repetición. La naturaleza desafiante del juego es agradable, pero hay poco espacio para la progresión y el factor de la novedad se agota rápido. Puedes comprar nuevas armas (pero no muchas) y coleccionar runas, pero no puedes evolucionar a tu personaje.

Cada personaje de Strange Brigade tiene una habilidad diferente, que puede ser activada cuando coleccionas las almas liberadas por los enemigos que derrotas. Esto abre espacio para las combinaciones entre diferentes habilidades, pero no hay ningún tipo de progresión para evolucionar la habilidad o desbloquear otras.

Además, podía ser más competente como un juego de disparos. En Strange Brigade no puedes disparar el arma sin cargar primero el dedo en el gatillo izquierdo para anotar a través de la mira. Un juego en el que tienes que lidiar con una gran cantidad de enemigos al mismo tiempo, es muy limitador y restringe tu idea de lo que está sucediendo a tu alrededor. Es una funcionalidad básica en cualquier juego de disparos y que está presente en todos los juegos del género de los cuales recordamos en este momento, por lo que es incomprensible la ausencia de Strange Brigade.

Los controles y su respuesta también dan una sensación de extrañeza. Hay dificultad en controlar bien el punto de mira, si bien, después de algunas horas, esta dificultad disminuye al acostumbrarnos.

Para un juego que fue diseñado para ser jugado en modo cooperativo, Strange Brigade tiene una serie de decisiones extrañas. La primera de ellas es que si juegas con más gente, el primero en encontrar Oro es quién va a quedarse con él. Por lo tanto, a no ser que vayas a jugar con gente que conoces, jugar las misiones de la campaña en modo cooperativo puede ser frustrante debido a estas decisiones de la Rebellion Games.

En conclusión, Strange Brigade es un juego divertido para jugar en modo cooperativo pero con límites. Hay algunas decisiones cuestionables como loot que no es individual, y que da origen a situaciones desagradables en el modo cooperativo con los extraños, y poca libertad de progresión, lo que no combina con un juego de esta naturaleza. Pero también es un juego con sus triunfos, con una historia relajado y con un narrador de si le quito el sombrero, uno de los mejores en nuestra memoria. Nos gusta la personalidad que este juego emana, y si estás dispuesto a convivir con sus defectos, podrás pasar buenos momentos.

Write a Comment

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad