Pro Evolution Soccer 2019

Este año PES llegó más temprano. Konami anunció su juego de fútbol en casi 15 días, hacia el final de agosto, en un momento en que se cierra el mercado de fichajes y muchos campeonatos europeos están cumpliendo las primeras jornadas, a partir de las temporadas deportivas. Es una decisión audaz, pero reveladora de la confianza que Konami deposita en esta edición, que en jugabilidad, animaciones, física y grado de producción de fútbol virtual, es la más desarrollada.

Konami ha destacado la certeza de la calidad de su juego cuando a principios del mes abrió las puertas a una demostración muy sólida y muy convincente. Aunque no fuera representativa del producto final, ya ha conquistado los campos virtuales con el fútbol preciso (a pie de dos décadas de existencia), de tremendo corte técnico, dejando entrever las mejores expectativas para la versión final.

Y es que después de adoptar el Fox Engine como la tecnología y el motor gráfico para PES, el equipo de desarrollo ha sabido mejorar y encontrar un camino para las salidas virtuales. Las últimas ediciones de PES traducen precisamente esa evolución, a través de mejoras sustanciales en las animaciones, la iluminación, el tacto y la física de la pelota, lo que hace muy vivos e intensos los tiros, cada pequeña disputa de balón, cada disparo o halter.

PES 2019 no sólo refuerza este capítulo, sino que también mejora la experiencia de la práctica del fútbol virtual. Las animaciones nunca fueron tan realistas como ahora, las maniobras y movimientos del cuerpo, las recepciones, las caídas y los desequilibrios se generan de forma mucho más convincente. El detalle y el diseño de los jugadores emerge a ojos vistos, y los partidos no sólo son fluidos y enérgicos; sino desafiantes. Es en el césped virtual que PES sigue anotando puntos, consolidando su desarrollo, reflejando también de la audiencia de la comunidad y el desarrollo de un rumbo señalado desde hace varios años.

Luminosidad y efectos visuales destacan en estadios increíbles, como es el caso del Nou Camp; y en la fortaleza del Barcelona, uno de los clubes con los que Konami tiene una asociación. Al igual que en los dos últimos años, el himno es audible cuando el equipo sube al césped.

Por su parte, los efectos visuales son una vez más impresionantes, no sólo en las gradas, donde podemos ver al público entonando cánticos con los pañuelos y banderas al viento, pero también en el césped. De día, la luz natural que da una claridad y brillo increíbles (es asombroso ver el Camp Nou repleto de público a través de una perspectiva aérea en una tarde de sol), mientras que por la noche, la luz artificial en los estadios produce diversas tonalidades. Los efectos del agua en las partidas disputadas en la lluvia, la suciedad en los equipos y hasta la acumulación de nieve (sólo en ciertos estadios) garantiza no sólo un aspecto visual muy competente y realista – casi cinematográfico -, que tiene efectos en la práctica del fútbol, llevando a nuevas tácticas y resultados del equipo.

En términos visuales PES 2019 comienza de manera perfecta, con los equipos alineados en el túnel de acceso a los céspedes, entrando gloriosamente en el césped, y es a partir del pitido inicial dado por el árbitro que descubrimos paulatinamente una mejora muy grande en lo que respecta a la jugabilidad. Para empezar, la magnífica sensación del toque de bola, a través de las recepciones, regate y conducción, por la vía de los cruzamientos. Si las anteriores ediciones de PES se han marcado en este campo, en 2019, el equipo de producción fue aún más lejos, esmerándose en estos puntos y en las animaciones y las habilidades de los jugadores, produciendo un refinamiento y más sutilezas que hacen los procesos más fluidos, naturales y tremendamente agradables de realizar.

Es en el césped que PES 2019 emerge como una experiencia futbolística ganadora, presentando el mayor desarrollo para esta generación de consolas.

Es probablemente aquí que PES más evoluciona, elevando aún más el listón. Si el detalle y las animaciones de los jugadores favorecen enfoques diferentes a la pelota, la velocidad de los pases, los tonos, encuentros, regates y remates son afectados por varios factores, que dependiendo de las jugadas hacen más impredecibles de los resultados, produciendo un fútbol más natural. En esta edición, Konami añadió, no sólo más animaciones, sino también habilidades, dotando a los jugadores de más capacidades para crear jugadas y oportunidades de gol.

Los pases ya no salen tan automáticos y este es tal vez el factor crucial en PES 2019, algo que ya se adivinaba en las anteriores ediciones, una desautomatización de los procesos. No es una deriva hacia el pase manual, sino un proceso más equilibrado, capaz de producir la incertidumbre y la imprevisibilidad en las impulsiones. Claro que los jugadores más hábiles serán los primeros en disfrutar de un conjunto de 11 nuevas habilidades añadidas, con destaque para las intercepciones, cruces y pases, no falta el especialista en la marca de penaltis. Pero para esto hay una sección reservada al entrenamiento donde es posible comprender las técnicas agregadas.

Los trucos no son tan automáticos. Aún podemos encontrar jugadores veloces, entre otras características, que pueden condicionar el resultado de un movimiento que puede resultar en un buen cruce o en una caída precedida de un desequilibrio en el primer respaldo.

Por otro lado, las situaciones de remate a la portería, en un tiro de primera y colocado, han sido objeto de nuevas animaciones. La aplicación plena es más difícil, pero una vez alcanzado con éxito a través de un jugador apto para el efecto se amplia la posibilidad de goles de bello efecto. En su lugar, los jugadores reaccionan efusivamente a los disparos laterales o fracasos de goles más que hechos. Esto acaba por dar más autenticidad y vibración para quién tiene el mando.

A nivel de la fatiga, Konami añadió señales que representan cansancio. Los jugadores reaccionan diferente cuando se sienten más vulnerables, casi pidiendo un reemplazo a través de indicaciones dadas en el campo. En ese momento, la ventana de sustituciones rápidas puede surtir efecto, basta con pulsar un botón para el efecto, ya que el equipo define el jugador adecuado para el intercambio teniendo en cuenta varios factores.

Es en los efectos de la pelota, pases y posicionamiento de los jugadores que se comprueba la mayor incertidumbre de algunos tiros. La fuerza con la que pasan y la intensidad con que se cruzan hacen las ofertas más impredecibles. El movimiento de la bola es más natural, lo que lleva a que la postura del jugador, por ejemplo, tenga más importancia en una recepción e, incluso, en un disparo. Así mismo, anticipar las recepciones o, incluso, preparar la jugada, es elemental para practicar buen fútbol.

En la Master League el feed del club contempla conferencias de prensa y la concesión de premios a los jugadores, a través de pequeños vídeos.

El fútbol se vuelve así más preciso y real, si somos capaces de tratar bien la pelota y utilizar las mejores habilidades de los jugadores para superar las bien montadas defensas de los rivales. El ritmo y la fluidez de los partidos son buenos, ni muy rápido ni demasiado lento. Konami parece haber encontrado un punto de equilibrio, reforzando con el movimiento natural de la bola, la creación de contextos más posibles pero abriendo situaciones de incertidumbre, a partir del cual un choque entre dos jugadores o un pequeño toque, se puede abrir un claro para gol. Los porteros siguen comportándose globalmente bien, bloqueando muchos remates, incluso los disparos de mayor proximidad.

En términos de opciones y modos de juego, Konami ha implementado algunos desarrollos interesantes y mejoras en los modos tradicionales, pero no contiene propiamente nuevas opciones. Así, existe una división entre la tradicional Master League, renovada y con la inclusión de la International Champions Cup como trofeo de pre-temporada, y el modo myClub, un reto, tanto off como online. La opción Become a Legend también está presente, pero no presenta muchas novedades en comparación con años anteriores.

En el caso de la Master League, lo que más destaca es la incorporación de la International Champions Cup, una carrera de pre-temporada que reúne a la flor y nata de los mejores clubes del mundo en partidos amistosos disputados en los Estados Unidos. Entre los cambios destaca el sistema de negociación (las condiciones son definidas previamente, como la negociación y la gestión del presupuesto para la temporada). Una sección con noticias y videos del club ahora está agregada en el día a día del club, con énfasis en los logros y momentos más importantes, como conferencias de prensa y premios a los jugadores.

Konami ha apostado por un desarrollo más preciso y realista de los jugadores, a través de un marco más amplio, y de un proceso de gestión más evolucionado. En resumen, podemos observar algunos cambios, aunque en términos de la columna vertebral, la Master League permanece como la conocemos, con destaque este año para la introducción de esta prueba de pre-temporada, óptima para el choque con los rivales de mayor renombre.

En el marco de la competición en línea, destacan el modo Divisiones en Línea; a partir del cual podemos jugar con otros oponentes, con el fin de obtener el trofeo más codiciado, pudiendo culminar en la subida o bajada de división. Sin embargo, en términos de la conexión online, lo más destacado está reservado para el modo MyClub, que Konami ha reforzado en esta edición. Así, se comienza por mostrar un cuadro con los jugadores que mejor han estado a lo largo del fin de semana deportivo, teniendo como base los verdaderos partidos que han acontecido en la liga.

El objetivo de esta competición pasa por crear un club con las más importantes estrellas del fútbol. Para ello tendrás que negociar los contratos con los jugadores recurriendo a las monedas myClub, la unidad monetaria. Estas se adquieren regularmente a través de objetivos y acciones, tanto por la vía online como offline.

Este año Konami ha introducido jugadores duplicados, pudiendo cambiarlos por los jugadores con la misma rareza. Todos los jugadores que negocian comienzan con el nivel 1. Es posible asignar un entrenador al desarrollo de una determinada habilidad de un jugador, o para garantizar una mejora en la posición que el jugador ocupa en el campo. La versatilidad de este modo myClub está en la conexión en línea o fuera de línea, llevando a que los jugadores puedan participar en numerosas competiciones y hasta hacer una comparación entre los planteles. Veremos como Konami intensificará este modo de juego en el futuro, a través de las actualizaciones y de la inclusión de los jugadores legendarios, ya previstos (Nedved, Maldini, Maradona, David Becham, entre otros).

Conclusión

PES 2019 es adictivo, un juego que eleva el listón del fútbol virtual gracias a un refinamiento y desarrollo de los diversos elementos que concurren a la formación de la jugabilidad. Es en el marco del fútbol practicado que PES tiene los mejores señales, al punto de posicionarse como uno de los mejores, sino el más desarrollado de PES de esta generación, extravasando realismo en la presentación y movimientos de los jugadores, en entornos de gran intensidad; constituyéndose así, una vez más, como el gran rival del título de FIFA.

El conservadurismo algo evidente en los modos de juego es quizás el punto más sensible de esta experiencia, lo que puede justificar una mayor atención para el futuro, a la que se suma las dificultades de licencias de las más importantes competiciones. Sin embargo, y para nosotros, la presencia de la Liga, debidamente oficial, y la inclusión de un buen número de estadio reales, son refuerzos de peso, en el sentido de la apuesta de Konami, por no perder de vista otros campeonatos y la conexión con la comunidad. En el campo, Konami vuelve a mostrar su nivel con una edición absolutamente memorable, capaz de volverse el título favorito de los amantes de la competición virtual.

 

Write a Comment

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad