Megaton Rainfall

Sin lugar a dudas, Megaton Rainfall es de los títulos que salen del molde de lo esperado a estas alturas del año, ya que entre tantos asesinos, electrizantes carreras de autos y misterios que resolver, hablar de las aventuras de un superhéroe de espíritu ‘Space Invader’, no parece ser de mucha lógica. Acortando palabras, se trata de un videojuego en el que cantidad de alienígenas son masacrados al ritmo de una pegajosa música machacona.

Megaton Rainfall es de esas entregas que lejos de venir con una factura técnica o un equipo de renombre tras él, logra hacerse un espacio entre todos estos para demostrar que el arduo esfuerzo y mucha dedicación puede lograr cosas increíbles.

Lo que hay detrás de Megaton Rainfall

Partiendo de la perspectiva de que detrás del juego solo hay una persona, se habla de un juego alucinante de principio a fin; sin embargo, los desarrollos no son precisamente valorados por el por el número de personas que hay detrás de su realización o por su presupuesto.

Ahora bien, desde el ángulo del jugador que tiene en sus manos el control, las sensaciones se complican un poco, pues le toca maniobrar un superhéroe del que prácticamente no sabe más que su misión de proteger a la tierra y sus habitantes frente a la amenaza de una raza alienígena que la tiene tomada.

Otra complicación deriva de lo grande del contexto, pues no se tendrán límites para volar, incluso cabe la posibilidad de dejar la tierra para navegar entre el cinturón de asteroides de Saturno, la idea es encontrar y aniquilar a los enemigos para darle fin a las oleadas que vayan llegando, cada que se supere una, se conseguirá una esfera que da acceso a la puerta a más poderes.

Megaton Rainfall puede definirse como todo un arcade al estilo de la vieja escuela, con la salvedad de incorporar realidad virtual, puesto que lejos de ser jugable sin hacer uso de esta tecnología, sí que resulta la más idónea no solo por el hecho de sobrevolar la tierra o recorrer el planeta esquivando edificios, sino por lo cómodo que resulta un mando con la posibilidad de apuntar con la mirada y alcanzar el objetivo.

Megaton Rainfall

Megaton Rainfall

Los puntos en contra

Para algunos Megaton Rainfall los ataques – sean del jugador o de los enemigos – pueden resultar muy frustrantes, ya que pueden conducir a la destrucción total del lugar donde caigan, lo que hace entrever que serán aniquilados centenares de personas y, por ende, la partida se reiniciará devolviendo al usuario al último punto de control.

¿Recomendado o no?

Se podría afirmar con facilidad que Megaton Rainfall es ese proyecto simpático, disfrutable, e incluso, digo de un aplauso con el que se tiene la oportunidad de demostrar lo que se puede hacer con realidad virtual, siendo un tanto absurdo esperar más que eso. Con una maestría insuperable, recoge la esencia de lo que implica convertirse en un superhéroe que no es capaz de controlar muy bien sus poderes, aunque casi nunca termina estrellado.

En el particular que este tipo de videojuegos sea lo suyo, que despierte curiosidad o que lo visto en los videos sea suficiente para adquirirlo, entonces no hay pretextos para no comprarlo.

Si por el contrario, se tienen dudas o tras ver sus gráficos la decisión no parece ya algo seguro, será mejor poner los ojos en otro título y esperar a que una nueva entrega venga de la mano de un equipo con algo más de dinero para invertir.

Con esto no se quiere decir que el juego sea un engaño, Megaton Rainfall es exactamente lo que se ve en los vídeos de promoción, ni más, ni menos. Como experiencia de cara a aprovechar unos cascos VR es perfecta, no obstante, tras largas jornadas no sobrepasa a una simple demo muy divertida.

Responder